Durante un viaje de supervisión al distrito de Apata, en la provincia de Jauja, la oficina de la Defensoría del Pueblo en Junín pudo advertir la urgente necesidad de dotar con vehículos patrulleros en buenas condiciones a la Comisaría PNP Apata, tomando en cuenta que esta dependencia atiende a los distritos de Apata, San Lorenzo, El Mantaro, Huamalí, Ataura, Masma, Masma Chicche y sus respectivos anexos.


El personal de la sede defensorial tomó conocimiento de que la referida comisaría no cuenta con patrullero, ya que los dos vehículos que tenía asignados se encuentran inoperativos desde hace varios meses. Asimismo, de las tres motocicletas que tienen, una se encuentra malograda; situación que dificulta a las y los policías desempeñar adecuadamente sus funciones y atender las diversas necesidades de la población.


“La jurisdicción de esta dependencia policial es grande, si bien la incidencia de inseguridad ciudadana no es muy alta, sí se presentan accidentes de tránsito, atención de víctimas de violencia sexual y familiar, atención en un tramo de la carretera central. Es por ello que solicitarán a la Sexta Macro Región Policial Junín coordinar las acciones necesarias para que se dote de los elementos necesarios a esta comisaría”, indicó Teddy Panitz, jefe de la Oficina Defensorial de Junín.


Por otro lado, la supervisión a las instituciones públicas de este distrito también permitió identificar que el Puesto de Salud del anexo de San José de Apata, así como el Puesto de Salud Nueva Esperanza, ubicado en el anexo del mismo nombre, se encontraban cerrados. Ante ello, la sede defensorial recomendará a la Red de Salud de Jauja, que se inicie una investigación y, de ser el caso, se establezcan las sanciones que correspondan. Asimismo, se solicitó garantizar la atención continua para no afectar el derecho a la salud de las personas.


De la misma manera, durante la atención de la ciudadanía se recibieron diversas quejas referidas a constantes colapsos de buzones de desagüe en el barrio Progreso, inoperatividad de postes de alumbrado público en el anexo de Paucar, falta de mantenimiento de la carretera al anexo de San José de Apata, entre otros.


“Hemos recibido las quejas de las vecinas y los vecinos e inmediatamente nos comunicaremos con las autoridades competentes, a fin de que puedan solucionarse los problemas identificados y no se continúen vulnerando sus derechos fundamentales”, finalizó el representante de la Defensoría del Pueblo.