Ex integrantes del ejército peruano denunciaron que estado no les dio importancia, afirmaron que fueron ellos quienes capturaron al «Camarada Feliciano». Además mencionaron que a los altos mandos si los condecoraron pero a ellos no.