,

AUSENCIA DE EQUIPOS Y PERSONAL EN COMISARÍAS

La Contraloría de la República empezó el operativo de control de “Seguridad Ciudadana 2019” a nivel nacional, terminando el día 14 de junio, cuyo objetivo es verificar si los servicios de patrullaje, programas preventivos y atención de denuncias ciudadanas sobre violencia familiar o contra la mujer, que brinda la Policía Nacional del Perú (PNP) y gobiernos locales, se realizan conforme a la normativa aplicable.

Las observaciones encontradas serán presentadas mediante un informe al ministerio de interior para subsanarlos. En la región Junín 50 auditores se han desplegado a 25 comisarías y 25 municipalidades. en las primeras observaciones encontradas se indica la ausencia de personal policial en algunas comisarías, carencia de un plan de patrullaje y la falta de conectividad entre la policía y los equipos de Serenazgo.

Además, el personal administrativo en la comisaria de Huancayo no se abastece, por la demanda de conflictos sociales en el aumento de la densidad poblacional, migración de extranjeros, proliferación de centros nocturnos, prostitución, violencia familiar, comercialización de drogas. Asimismo, la cantidad de computadoras de escritorio e impresoras no son suficientes, debiendo llevar sus propias laptops para trabajar.

Entre los lugares inspeccionados, se encuentra la comisaria y la base de seguridad ciudadana de Huancayo.